Revista Digital

¿Y si cancelamos la consulta del NAIM?

Apuntes de un Centinela: ¿Y si cancelamos la consulta del NAIM?

in Opinión by

El amor por Santa Lucía es más próximo a los deseos de Andrés Manuel. Como diría la canción de Miguel Ríos, eso de “dame una cita” ya está dado y se llevará a cabo del 25 al 28 de octubre en una consulta pública.

Ahora, lo importante para el nuevo presidente es que el “pueblo sabio” avale este romance aéreo, pero hay una tercera en discordia: la continuación de la obra del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) en el Lago de Texcoco.

Únicamente falta saber la respuesta de la gente a la única pregunta que conformará la consulta ciudadana para determinar el futuro del NAIM, aunque las opciones parecen tener una tendencia clara. La interrogante es la siguiente:

Dada la saturación del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, ¿cuál opción piensa usted que será la mejor para el país?

  1. Reacondicionar el actual aeropuerto de la Ciudad de México y el de Toluca y construir dos pistas en la Base aérea de Santa Lucía.
  2. Continuar con la construcción del nuevo aeropuerto en Texcoco y dejar de usar el actual Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

Así pues, la necedad romántica del presidente electo vuelve a la carga y, además, nos pregunta por obras que ya estaban consideradas para realizarse sin importar el resultado de la Consulta, es decir, las que involucran al Aeropuerto de Toluca y al de la CDMX.

Todavía peor, no sabemos quién la va a pagar, pese a las aportaciones voluntarias que supuestamente darán los legisladores federales de Morena. Se sabe que costará un millón y medio de pesos, aunque “podría ser más”, según Jesús Ramírez, próximo coordinador general de Comunicación Social.

Entonces ¿cómo se va a costear? Porfirio Muñoz Ledo, presidente de la Cámara de Diputados, señaló que la consulta “no es vinculante ni la vamos a financiar los diputados de Morena”.

Además, con la premisa de “austeridad”, el próximo gobierno pudo empezar a demostrar que quiere ser más económico bajo una solución más práctica y barata como un formulario en línea con Google, por ejemplo.

De esta forma, podrían votar incluso mexicanos en el extranjero que viajan a su país natal continuamente; por otro lado, también podría tenerse en cuenta la opinión de las comunidades que tienen acceso a Internet, pero no estarán cerca de las mesas que se instalarán para la consulta.

¡Vaya! Ni siquiera han informado dónde se ubicarán esas mesas, pues en el sitio dedicado a la Consulta mexicodecide.com.mx, esa opción está inhabilitada todavía y la página web, en general, presenta fallas adicionales.

De tal manera que el tiempo apremia y la gente se harta de que le hablen a cada rato de la Consulta sobre el NAIM, cuando ni siquiera se tienen claros los puntos básicos para llevarse a cabo.

No se sabe dónde se podrá emitir un voto y quién estará a cargo del financiamiento, sobre todo cuando los mismos miembros del partido que llevó al poder a Andrés Manuel no se ponen de acuerdo sobre ese tema, a menos de 15 días de llevarse a cabo el ejercicio “plural y democrático”.

Nos estamos quemando el cerebro por una obra que López Obrador ni siquiera va a inaugurar, debido a que es transexenal. Con este escenario, digno de la “Cuarta Transformación”, ¿no será mejor idea cancelar la Consulta y seguir con los planes del presidente Peña Nieto?

Apuntes de un Centinela: Hay que darle el avión a AMLO

Comments

comments

Reportero, redactor, editor y periodista que ha escrito sobre política, negocios, tecnología, empresas, automotriz, cámaras de comercio y aseguradoras. Trabajé en MILENIO Diario. Ex Editor Web de Notimex. Fui colaborador en marcomares.com.mx (Fortuna y Poder), co-fundador de ContraRéplica Diario.

ÚLTIMA ENTRADA

frojiMX Top