Aquí sólo el Gallo canta

Su cuerpo quedó inerte en las escaleras del metro. Corrió varias calles, se ocultó por varios meses y ni así escapó de la muerte. Un charco de sangre cubrió la estación de la línea verde del Sistema de Transporte Colectivo. Potrero fue la última morada. Los curiosos no se hicieron esperar, cambiaron su ruta para … Sigue leyendo Aquí sólo el Gallo canta