Revista Digital

Apuntes de un Centinela: Liberan a otro acusado por el caso Ayotzinapa; se diluye la justicia

in Opinión by

Un gran pendiente sigue vivo en la justicia mexicana; el próximo 26 de septiembre se cumplirán cinco años de no ver respuestas claras sobre la desaparición de 43 estudiantes de la escuela normal rural de Ayotzinapa.

Teorías hay muchas, pero la liberación de acusados como Gildardo López Astudillo, “El Gil”, entorpecerá aún más las investigaciones. A él, un juez lo absolvió de participar en el secuestro de los 43 estudiantes de Ayotzinapa en 2014.

El mismo juez desestimó ¡81 pruebas! (dos terceras partes del total) que dio la Fiscalía, porque supuestamente fueron recabadas de forma ilegal. Según el juez, estas pruebas se obtuvieron a través de tortura o detención arbitraria. Todo esto lo ha publicado el diario El País; hoy, el futuro para buscar justicia se ve desalentador.

“El Gil” era uno de los principales sospechosos de la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa y es el acusado 44 que sale libre. Las familias de los normalistas siguen desesperadas; cinco años de reunirse cada día 26 a exigir justicia, esa que deberíamos tener como derecho fundamental que sí se respete. Pero el gobierno no ha hecho nada al respecto.

Lo peor es que la tortura a los detenidos por este caso ha sido documentada por el Alto Comisionado de Naciones Unidas, mientras que la Comisión para la Verdad y Acceso a la Justicia del caso Ayotzinapa no ha dado ni una sola prueba nueva. 

“El Gil” aportó datos a la investigación, entre ellos que miembros de la organización criminal Guerreros Unidos (que opera en Morelos y Guerrero) disolvieron a algunos de los estudiantes en ácido.

En fin, el “compromiso” ahí está, como en todo lo que juran defender en el gobierno de la Cuarta Transformación. Pero si la administración de Peña Nieto no pudo, ¿qué nos hace creer que la de López Obrador resuelva algo pronto? Al menos el presidente fue sincero al decir que la inseguridad es el mayor reto en lo que va de su gobierno.

Y la desaparición de los 43 estudiantes tiene que ver con esa inseguridad que lleva años consumiendo la incertidumbre de los mexicanos. ¿Cuántos salimos de casa sin saber si volveremos seguros? Ni siquiera confiamos en los policías, ni militares, ni guardias nacionales, ni nadie que esté uniformado y con un arma.

López Obrador mencionó en su Primer Informe de Gobierno que Enrique Peña Nieto “obstruyó la justicia” en el caso Iguala, pero lo hizo con tintes meramente políticos. El presidente argumenta que se trató de un “modus operandi de los perpetradores, así como por la obstrucción a la verdad y la justicia por parte del Gobierno anterior”. Una vez más, la administración de la 4T echando la bolita, sin saber cuándo van a resolver las prioridades que demanda la nación.

Y ustedes peleando que si fue el primer o tercer informe de gobierno… o lo que sea.

 
 

Comments

comments

Soy un periodista que ha escrito sobre política y negocios. Trabajé en MILENIO Diario, Notimex y colaboré en marcomares.com.mx (Fortuna y Poder). También soy co-fundador de ContraRéplica Diario y fundé Cuestione con otros colegas.

ÚLTIMA ENTRADA

frojiMX Top