Revista Digital

Noches solitarias

in Cultura by

Que crueles esas noches aquellas

Todas y cada una de ellas

Donde la única caricia

Era la de la suave brisa fría

 

Esa corriente tenue e incierta

Que atraviesa la ventana entreabierta

Por donde miras la opaca luna

La acompañante de mi soledad oportuna

 

Es inútil lamentarse,

Tras tantas noches repetidas,

Y de lo más sencillo acostumbrarse

A las interminables miserias vividas

 

Me tomó un par de años

Abrir la ventana y sacudirme los daños

 

Aún solo,

No sabía lo que iba a encontrar

Otro camino, quizá

Una distinta manera de merodear

 

Caminando, corriendo

Arrastrado y trotando

No me detuve hasta hallar

Algo que nunca supe buscar

 

En un instante me detuve

Algo estaba haciendo mal

Había andado de aquí para allá

Cuando sólo tenía que detenerme a mirar

 

Los dos pies en la tierra

Y mi cabeza en los aires

Entonces apareciste tú

Con aquella sonrisa de sueños delirantes

 

Una pequeña parte del universo

Que viaja a velocidades impensables

A la par que traspasa los años y mi verso

 

Aquel momento donde piensas

Que durante la oscuridad de brisas

Nunca fueron realmente solitarios

Pues ella era la luna pálida que te rodeaba con sus brazos

 

Desde que te vio sin que la miraras

Te siguió sin que la notaras

No hubo más noches solitarias

Mirar

Comments

comments

Sólo soy un hombre de ninguna parte, de ningun lado, haciendo nada para nadie.

ÚLTIMA ENTRADA

Lo siento

Por querer estar contigo a todas horas, Por procurar hablarte desde la

Mirar

Te miro Allá estás Sin darte cuenta O sí, no sé, quizás

Destino

La naturalidad de mi ser me incita a echar una vista al
frojiMX Top