Revista Digital

Crecen cultivos de amapola en México; Ejército se ve rebasado

in Investigación by

Tras 12 años de que el Gobierno de México le declaró una guerra armada a los Cárteles del narcotráfico, y de que elementos del Ejército y la Marina tuvieron que salir a las calles a cumplir tareas de seguridad y aseguramientos de cultivos de drogas, por fin se ha podido elaborar un informe que permite saber cuáles son las tendencias de la producción de amapola en el país.

Se trata de un estudio elaborado por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), titulado “México: Monitoreo de cultivos de Amapola 2015-2016 y 2016-2017”, el cual señala que, pese a los trabajos realizados por las fuerzas armadas por erradicar los cultivos de goma de opio, la realidad es que los sembradíos han ido en aumento, así como su demanda en el mercado ilícito.  

Y es que aunque el informe asegura que pese a que Ejército y la Marina han logrado realizar operaciones de destrucción intensiva de miles de hectáreas de cultivos de amapola, así como el aseguramiento de más 6 mil kilogramos de heroína líquida y solidada, la producción de la goma de opio creció 21% en el periodo del 2015 al 2017.

Sembradíos que principalmente son cosechados en los estados de Guerrero, Sinaloa, Chihuahua, Durango, Nayarit, Jalisco, Michoacán y Oaxaca.

Fuente: UNODC

Para la elaboración de este informe, la UNODC y las autoridades mexicanas trabajaron en conjunto para la obtención imágenes tomadas desde satélites, los cuales captaron muestras de más de 103 mil kilómetros cuadrados de zonas de la Sierra Madre Occidental y la Sierra Madre del Sur, lo que representó el 5.18% de todo el territorio nacional.

Cabe señalar que previo a este informe, la ONU y el Gobierno de México ya habían presentado en 2016, el estudio “Monitoreo de Cultivos de Amapola 2014-2015”, en el que se dio cuenta de la existencia de 24 mil 800 hectáreas de sembradíos.

Cifras que, según el estudio, en los últimos 2 años ha ido en aumento, ya que revela que en el 2015 estos datos se elevaron a 25 mil 200 hectáreas cuadradas, mientras que en entre el 2016 y 2017 se pasó a 30 mil 600 hectáreas cuadradas, es decir, creció 21% más.

Fuente: UNODC

De acuerdo con la UNODC¸ estos cultivos se ubican en áreas de difícil acceso por carreteras, caminos y veredas de terracería, a los que generalmente solamente tienen acceso los pobladores locales, mismos que por lo regular forman parte de un sector de la sociedad limitada en su desarrollo socioeconómico.

“El diagnóstico permitirá en un mediano y largo alcance implementar estrategias y políticas públicas integrales, que coadyuven a disminuir la incidencia de los campesinos en la siembra de amapola, desincentivando la relación con grupos delictivos, así como asistiendo a la comunidad internacional en el monitoreo y evolución de la siembra de amapola.”

El intento por erradicar los cultivos

De acuerdo con datos de la Agencia de Investigacion Nacional, la superficie de cultivo de amapola en México pasó en 2015 a 25 mil 200 kilómetros cuadrados de hectáreas, a 30 mil 600 kilómetros cuadrados en 2017.

Desde el año 2012 al 2018, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) se trazó la tarea de realizar 75 operaciones de destrucción contra sembradíos de amapola: los datos del 2014 al 2017 señalan que se lograron erradicar más de 29 mil cultivos, pero esto solamente representa el 29.57% del total de los terrenos que se estudiaron durante todo ese tiempo.

Generalmente las fuerzas armadas de México desarrollan estrategias de erradicación de cultivos con unidades locales del mando territorial y con aeronaves de la Fuerza Aérea Mexicana.

El Ejército realiza un análisis del territorio nacional a través de imágenes satélitales, así como reconocimientos aéreos y terrestres con el fin de identificar el área con más concentraciones de cultivos.

Para su erradicación, los soldados realizan operativos manuales, los cuales consisten en equipos especiales que permiten la incineración de la planta y la utilización de escuadrillas de helicópteros que sobrevuelan las zonas de difícil acceso.

Durante el 2014 al 2017 el estado de Guerrero fue la entidad que más cultivos concentró con un total de 33 mil 908 hectáreas destruidas, según datos de la Agencia de Investigación Criminal. Mientras que Chihuahua se mantuvo en segundo lugar con 7 mil 921 hectáreas.

Un dato importante dado a conocer por la ONU en 2016, fue que pese a que el Gobierno Federal ha logrado destruir el 99.68% de las hectáreas de amapola descubiertas cada año, esto no afecta la producción trabajada por los narcotraficantes, debido que durante todos los 12 meses y en diversos lugares del país hay nuevos cultivos.

“Si se multiplica por tres la superficie total estimada de cultivos, resulta que, a lo largo de un año, podrían cultivarse, en tres etapas sucesivas, un total de 74 mil 700 hectáreas, a las que, si se le restan las 24 mil 729 destruidas, quedarían aun produciendo 49 mil 671. Suficiente para producir, de este modo, la heroína demandada por Norteamérica anualmente.”

De acuerdo con la UNODC, durante el 2015 el estado de Guerrero reportó más de 79 mil 932 plantíos de amapola, lo que apenas representa el 30% del total de hectáreas descubiertas hasta el 2017.

Amapola: la despenalización y los beneficios más allá de la pacificación

Comments

comments

Periodista independiente, graduado de la Maestría de Periodismo Político, en La Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Ha trabajado como reportero y editor web, en medios como: Revista Variopinto, y Revolución 3.0.

ÚLTIMA ENTRADA

frojiMX Top