Periodismo Independiente

feminicidio

El feminicidio asesina todos los días a las familias

in Opinión by

En noviembre de 2019 conocí a Adolfo de Jesús Sánchez Enríquez y a Erika Medina Suzawa, cuando me buscaron solicitando apoyo para dar a conocer la historia de vida y muerte de su hija Angélica Nisharynday.

Angélica había desaparecido en el Estado de México, ocho días después de buscarla, fue localizada asesinada en las calles de Hidalgo, envuelta en una sábana y completamente desnuda.

Adonay, el hermano más pequeño de Angélica, quien se mantuvo constantemente interesado en dar con el responsable del feminicidio de su hermana, no cesaba en su búsqueda de justicia. 

Sus padres ya grandes, aunque intentaban hacerlo, se les complicaba más, Jesús padecía diabetes y, al igual que Erika, tenía un problema de visión. Además, la segunda hija de Chucho y Eri, Michell padece un problema motor, que le impide un poco moverse.

https://froji.mx/muro-de-la-paz-palacio-nacional-cuando-costo

Los días y las noches parecían interminables para la familia de Angélica. 

Issis, la pequeña hija de Angélica, ahora convertida en una hermosa adolescente, trató de continuar su vida a lado de sus abuelos y tíos, extrañando siempre a mamá, pero segura de que pronto encontraremos justicia para Angélica. 

Michell, Adonay, Chucho y Eri son desde entonces parte de Las Voces de La Ausencia, Familias Víctimas de Feminicidio y Desaparición, A.C., así como mi familia.

En las Voces de La Ausencia, un grupo que nació en noviembre de 2016 y el cual ahora conforma un poco más de cien familias, tenemos un chat creado con la finalidad de que se supieran no solas y de que solo ellas mismas pueden entender el infierno eterno por el que pasan todos los días.

El pasado 24 de abril de 2021, Erika nos escribió en el chat de las Voces para hacernos saber que el día 22 de abril le habían llamado de Fiscalía del Estado de México para que fuera a identificar un cuerpo que un día antes había sido localizado asesinado junto a otro joven acribillados arteramente. 

México: guarida de delincuentes sexuales de EU

Justo días antes, Adonay había acudido a la Fiscalía de Feminicidios a ampliar su testimonio en su declaración sobre el feminicidio de Angélica. Días después fue asesinado.

El lunes 26 de abril, acudimos con Erika a la Fiscalía de Homicidios de la región del Valle de México, nos atendió el Fiscal Mario Guerrero, quien de inmediato giró instrucciones para dar con los asesinos ahora de Adonay. 

Ese día llevamos a su casa a Eri, quien en el camino lloró, se recriminó, adoleció su dolor ahora por tener dos hijos asesinados Angélica y Adonay. 

Ese lunes vi a Chucho, una vez más acudí a su domicilio, esa pequeña casa encañada en una colonia en Atizapán de Zaragoza, ahí en ese maltratado sillón al fondo de la estancia estaba él, me recibió con un llanto doloroso: «Frida, qué voy a hacer, ahora sin mi gordo, ya no puedo, me quiero morir».

Lo vi agotado, cansado, con una tos que me preocupó, había tenido fiebre, quince días antes le habían aplicado su primera dosis de la vacuna contra el covid-19, al abrazarlo sus piernas apenas si respondían, semanas antes Chucho había sufrido un infarto del que salió avante.

Siete de cada 10 feminicidios, impunes en Edomex

Erika me dijo de inmediato que no estaba comiendo, me hinque ante él y le pedí que me ayudará a encontrar justicia ahora por sus dos hijos, que no me dejará sola, que lo necesitaba. 

Prometimos vernos el sábado 1 de mayo para llevar la cruz de Adonay al panteón. El miércoles 28 de abril, Erika nos avisó que lo había internado, de inmediato pedí el apoyo de la Comisión de Atención a Víctimas del Estado de México (CEAVEM), quienes respondieron al pedido de auxilio. 

Ese mismo miércoles, muy temprano, Laura Treto, madre de Yeslie Cortés Treto, asesinada el 30 de diciembre de 2018, me llamó para hacerme saber que habían baleado a Lorenzo, padre de Yeslie, minutos después me comentó que había muerto. 

El viernes 30 de abril, Chucho, el padre de Angélica y Adonay, murió presuntamente por COVID. Yo estoy segura que fue por tristeza. 

De inmediato pedimos apoyo económico para Erika, porque la CEAVEM no podía apoyarla para sepultar a Chucho, ya que no derivaba su muerte del hecho delictivo. 

Eso nos preocupó yo no contaba con dinero para apoyarla, por ello optamos por pedir a nuestros seguidores de redes, la respuesta fue inmediata, entre mil, 500, 200, 150 y 100 reunimos la cantidad de 8 mil 500 pesos, todos apoyos directos a la cuenta de Erika. 

La resaca de la represión y los feminicidios

Más tarde la titular de la CEAVEM, la Maestra Carolina, me hizo saber que todos sus titulares aportarían una parte para cubrir el funeral de Chucho y con esto ayudar a Erika. Eso nos hizo desactivar la solicitud en nuestras redes.

Luego por la noche del viernes, la Comunidad del Mariachi Ninja, realizó una colecta por 5 mil 500, pesos, mismos que le hicimos llegar a Erika, eso la ayudó a pagar el pedazo de terreno en el panteón para enterrar a Chucho.

El feminicidio no es una nota del momento, tampoco es ayudar un rato a las familias y ya, es abrazar su dolor y necesidades todos los días. 

Hoy las VOCES están llenas de dolor, pero también de fuerza, muchas de ellas aportaron con lo poco que tienen para ayudar a Erika. Eso se llama amor, solidaridad. 

La intención de esta columna es decirle: Lo único que nos va a salvar de todo este infierno es el amor, empatía y solidaridad que debe permear en nosotros.

Hoy México está de luto por lo sucedido en la Línea 12 del Metro, no olvidemos por favor, no permitamos que la mezquindad, la corrupción, la carroña política use tanto dolor para ganar escaños.

No dejemos que como sociedad nos acaparé la sordidez de la politiquería en ningún caso donde la sangre y el sufrimiento estén presentes.

Hablar de feminicidio, escribir, abrazar a las familias requiere de amor absoluto a ellas. Solicita compromiso, lealtad, corazón. 

Dejen de usar a estas familias, dejen de sacar tajada del dolor, el 3 de mayo quienes acudieron a dar amor real a las víctimas del accidente del Metro fueron los vecinos, la sociedad a la que apostamos para que este país cambie y sea mucho mejor.

Mayo 2021

Eres madre, padre, hermana, hermano, hija, hijo. De una mujer víctima de feminicidio, desaparición, o intento de feminicidio búscame, ayúdame a visualizarlas y contar su historia. Voces de la Ausencia.

 

@FridaGuerrera

@vocesDLAusencia

fridaguerrera@gmail.com

fridaguerrera@hotmail.com

Comments

comments

ÚLTIMA ENTRADA

frojiMX Top