Feminicidio

Liliana, Josefina y Claudia

11 octubre, 2023

Liliana Sánchez, madre de Viviana Mariana Romero Sánchez, quien fue víctima de feminicidio el 4 de mayo de 2018 en la Ciudad de México, no descansó hasta que su asesino fuera sentenciado a 45 años de prisión. 

Tenía a su cargo a los tres pequeños que la maldad dejó en la orfandad. El día 8 de febrero de 2022 murió por una enfermedad que se agudizó tras la pérdida de su hija.

Josefina Cruz Sánchez, madre de Adriana Arce Cruz, víctima de feminicidio el 7 de octubre de 2018 en el Estado de México, murió el l 13 de mayo de 2022 luego de que se negará a operarse de una hernia que le rebrotó a finales de 2019.

La negación a someterse a la cirugía era porque quién iba a cuidar a sus nietos, (hijos de Adriana). Josefina murió sin ver llegar la justicia para su hija. 

Claudia Garibay fue una de las primeras Voces de la Ausencia, una mujer amorosa que no descansó hasta lograr que se le hiciera justicia a su hija, Stephanie Rubí Estrada Garibay, víctima de feminicidio el 20 de abril de 2017, en Michoacán. 

Claudia perdió la batalla contra el cáncer el pasado 26 de agosto de 2023, después de luchar contra esta enfermedad un año ocho meses.

Le fue diagnosticada después del crimen en que la arrebataron la vida a su pequeña de 13 años, Claudia dejó en la orfandad a dos pequeñitos, que ahora cuida y protege su abuelita.

El impacto de un feminicidio es brutal, lo hemos escrito una y otra vez, no solo asesinan a una niña o mujer, asesinan a toda la familia, como ellas mismas lo han expresado. 

Les dejó algunos de los comentarios que me hicieron aquel 22 de septiembre que nos avisó su mamá de Claudia que había perdido la batalla. 

Fugas, violencia y muerte: infancias en riesgo bajo la tutela del Estado

“Ellos nos están ganando, no conforme nos arrebatan a nuestras hijas nos quitan la vida a nosotras, nos enfermamos y poco a poco nos vamos marchitando como una flor, hasta llegar a un punto dónde ya no podemos más y vienen más desgracias. 

Así me siento yo también, que poco a poco mi vida se acaba y dónde están los malditos locos que nos arrebataron a nuestras hijas. Unos ya sentenciados y otros libres, escondidos como ratas buscando a ver a quien más le hacen daño. 

Querida Claus, un abrazo hasta el cielo, mis respetos porque a pesar de todo luchaste y encontraste justicia para tu hija Stephanie y ahora ya están juntas, libres, sin que sientan las dos algún dolor y sufrimiento aquí nosotras seguiremos gritando por ustedes.

Clau, mi corazón se llena de tristeza cada que una de nosotras nos toca partir. 

Mientras seguiremos luchando pidiendo justicia por nuestras muertas, desaparecidas y nuestros bebés. 

Mi querida Frida, tú eres nuestra fuerza, nuestra fortaleza y nuestra mamá gallina –como dice Cony– y tu gran equipo, Dani, Rich y todos gracias por todo su apoyo que nos dan cuando lo necesitamos y que sigan cayendo más locos asesinos”.  

Leticia Chávez, madre de Linda Esmeralda, quien fue víctima de feminicidio el 17 de agosto del 2014, el presunto responsable aún se encuentra prófugo. 

“Sabe tiene muchísima razón. Mientras nosotras nos estamos debilitando y muriendo por dentro poco a poco, porque desde el día que mataron a mi niña yo solo vivo por vivir, esos desgraciados y malditos asesinos están escondidos como las ratas planeando hacerle daño a más mujeres, porque esos desgraciados ya no tienen ni un poquito de corazón, mucho menos sentimientos.

Pero también sé que en esta vida todo se paga y tarde que temprano todos pagaran por el daño que causaron a nuestras hijas, hermanas, y hasta nuestras madres porque en la misericordia de Dios nadie se escapa. 

Les mando un fuerte abrazo a todas y muchas fuerzas para seguir adelante con nuestra lucha”.

Cinthia Anahí, madre de Alaniz Luna Nicole Suárez Ruiz de 14 años, quien fue víctima de feminicidio el 5 de enero de 2023, en Jalisco, su asesino sigue prófugo. 

Discrepan cifras oficiales de desaparecidos en Sonora

“Yo quiero decir muchas cosas, pero no sé cómo hacerlo, porque sabemos la gran batalla que dio  por hacerle justicia a su nena, y a su enfermedad, pero realmente luchó mucho. 

No puede ser en el fondo tenía la esperanza de que saliera de esa enfermedad, era una guerrera y hasta el último momento luchó por justicia para su nena y por su vida, un abrazo a su mami y sus pequeños y a ti Frida, que sé lo mucho que nos quieres y lo que te afecta, que coraje y que injusticia, no tengo más palabras.

También sé, Frida, porque lo veo y siento lo mucho que te duele, lo vi también con José y lo demuestras siempre estás preocupada por nosotras. Tienes mi cariño, mi admiración y sabes lo mucho que te quiero sinceramente”. 

Susana Coca, madre de Fátima Altamirano Coca de 15 años, quien fue secuestrada el 8 de septiembre de 2017 a las afueras de su casa, horas más tarde fue encontrada asesinada sobre un canal de aguas negras en el municipio de La Paz. Algunos de sus asesinos ya fueron sentenciados. 

“De verdad que coraje los que la conocimos sabemos la clase de guerrera que era, de verdad como me duele, por eso te entiendo por qué sé lo que también la amabas”. 

Norma Murillo mamá de Norma Valeria Jiménez Murillo, fue víctima de feminicidio el 16 de junio del 2019 en la Ciudad de México. Ricardo Alí Alonso Robles, su feminicida, fue sentenciado a 45 años.

“Tiene razón. Da rabia saber que nos matan cada día más, pero en honor a nuestras mujeres no debemos dejarnos vencer, ellas con su vida nos dieron una nueva vida, una nueva razón de vivir, una nueva familia para continuar nuestro camino hasta que, como es natural y como a nuestra querida Claudia, la naturaleza haga su trabajo”. 

Verónica Urban, hermana de Brenda Urban Solano, asesinada el 19 de octubre de 2018, en Estado de México, su feminicida Eloy Hernández Reyes fue sentenciado a 70 años de prisión, sin embargo, se redujo a 58 años después de una apelación.

“Solo les quiero comentar que me duele mucho la muerte de mi amiga, de mi querida Clau de Michoacán, porque así le decía, siempre la llevaré en mi corazón porque conmigo los años que ella vino (a la marcha del 3 de noviembre) caminó a lado de mí, siempre gritando con mucha fuerza, y así la voy a recordar, les quiero comentar también que teníamos comunicación, por WhatsApp, nos escribíamos desde que nos conocimos, el último mensaje que ella me respondió fue el primero de agosto 2023, le mande mensajes, pero ya no obtuve respuesta. 

Me está doliendo mucho la partida de mi amiga porque era una gran persona, una gran guerrera y así la voy a recordar, como ella me decía mi bella Cony y yo le contestaba mi bella Claudia, siempre la voy a llevar en mi corazón y esté año gritaré por ella, como si ella fuera a lado de nosotras. 

Hasta donde quiera que te encuentres, sé que estás con tu niña mí querida Clau, te mando muchos abrazos y todas mis oraciones para ti mi querida Clau y a tu mami la abrazamos con todo nuestro corazón las Voces de la Ausencia. 

Fuiste y serás una gran amiga y como dicen aquí todas mis compañeras, hermanas, sabemos lo que está sufriendo también, Frida, porque día a día ella siempre nos cuida y nos ve, sé lo que estás sufriendo y te abrazamos con todo nuestro corazón.

Sabes, cómo Claudia lo dijo, no estás sola, están todas tus voces contigo y todas las voces están con su mamá. 

Lamentó mucho la muerte de mi querida Clau, siempre te llevaré en mi corazón, mi gran amiga, te quiero mucho y las quiero mucho a todas, queridas hermanas». 

Consuelo Salas, madre de Victoria Pamela Salas Martínez, asesinada el 2 de septiembre de 2017, Mario Sáenz su feminicida ya fue sentenciado a 45 años de cárcel.

Cámara de Diputados contrata al ex escolta del gober precioso y cómplice del caso Lydia Cacho

Darle voz a la ausencia, conocer a estas mujeres y niñas es el principal objetivo de las Voces de la Ausencia, yo solo soy la extensión de ellas, de su causa, de la necesidad de detener a los asesinos de sus hijas, madres, hermanas, para con esto lograr que ninguna otra sea asesinada por ellos. 

Susana, mamá de Fátima, me dijo frente al féretro de Josefina, así nos vamos a ir yendo una por una, esté dolor se terminará cuando volvamos a verlas. 

Las familias son asesinadas cuando les son arrebatadas sus madres, hijas, hermanas, la vida se vuelve gris, las enfermedades si no existían llegan, si ya estaban se agudizan. 

Esto es justo lo que pocos entienden, lo que pocos respetan, la herida no sana, sonríen, se saben juntas, lamentablemente el dolor y el infierno las mantienen unidas, esperando que la compasiva muerte llegué para entonces regresar a ellas.

“Las Voces de la Ausencia elevamos nuestras oraciones a nuestra querida hermana, incansable en la lucha buscando justicia por Stephanie Rubí, digna contendiente frente a una enfermedad que poco a poco le fue minando la vida hasta llevársela. Amorosa hermana en el dolor que compartimos día a día en esta gran familia. Extrañaremos a quien siempre tuvo palabras de amor y compasión aún cuando ella caminaba en el dolor, sin embargo, sabemos que allá, donde quiera que esté, un ángel de hermosa sonrisa le recibe para continuar aquella historia truncada por la crueldad. Te amamos querida hermana y honraremos tu memoria siempre”. 

Verónica Urban, vocera de las Voces de la Ausencia.

 

                                                                                                                          Octubre 2023

Eres madre, padre, hermana, hermano, hija, hijo. De una mujer víctima de feminicidio, desaparición, o intento de feminicidio búscame, ayúdame a visualizarlas y contar su historia. Voces de la Ausencia.

P.D. Cada uno de los textos expuestos en este espacio, son con autorización y acompañamiento de las víctimas. Porque solo somos la extensión de su grito de justicia.

@FridaGuerrera

@vocesDLAusencia

Comments

comments

ANTERIOR

ONG de embajadora de AMLO recibió dinero de la Semarnat con EPN

Siguiente

INE gasta 4.1 mdp en choferes para sus consejeros electorales

ÚLTIMA ENTRADA

Judith

Judith y sus niñas

Judith Cruz Fierro nació el 26 de enero de 1977 en Santo Tomás de los Plátanos, Estado de México, como la tercera
frojiMXTop

Don't Miss